top of page

Sin embargo, no procede con excesiva violencia, sino todavía con mucha indulgencia...

Sin embargo, no procede con excesiva violencia, sino todavía con mucha indulgencia. Porque no les dijo: ¡Glotones! ¡voraces! Tantos milagros he obrado y no me habéis seguido ni habéis admirado los prodigios.



2 visualizaciones

Comments


bottom of page